El Pais Agropecuario:

Gas licuado de Petróleo para secar granos

25/03/2004

¿Cómo funciona la provisión de GLP a las industrias, tanto a las agropecuarias como al resto?

IMAZ: Sin problemas. El GLP y el gas natural son energías complementarias y sa­bíamos que podía haber problemas con el suministro del gas natural en algún momen­to, como ha sucedido también en otras par­tes del mundo. En esos casos, el GLP es la energía de respaldo. Por otra parte, el GLP sigue siendo el energético conveniente pa­ra los lugares a los que no llega el gas natural. En el caso de nuestro país, hay par­tes donde no llega el gasoducto, donde en­tendemos que el GLP es un energético a tener en cuenta.

Sabemos que hay algunos procesos don­de el gas licuado no es competitivo económicamente, como por ejemplo en los casos de la generación de vapor, donde, hoy por hoy, la leña sigue siendo la principal op­ción, por precio y disponibilidad. Pero hay otros procesos que requieren algún tipo de estándar de calidad, ciertas condiciones, donde entramos a competir.

Por eso mismo hemos incorporado to­do lo que tiene que ver con las normas ISO, que en muchos mercados se tienen en cuenta y son exigidas a los proveedores. Por eso informamos a los clientes que actuamos dentro de esa normativa, que es importante para las industrias que exportan al mercado internacional.

El GLP es un energético de alta calidad, flexible y más caro que otras opciones. ¿Es estable el precio para los industriales?

IMAZ: El GLP no ha escapado a los vaivenes del precio del petróleo. Pero tratamos de llegar al cliente industrial minimizando, en lo posible, nuestros costos, y de brindar un producto que, si bien no está hoy por hoy a los valores del gas natural, pueda ser tenido en cuenta para determinado tipo de productos y procesos.

Ya hay experiencias de secado de granos con gas. ¿Cuál es el resultado?

IMAZ: Nuestra experiencia en granos comenzó con Saman, cuando ellos se abrieron a determinados mercados donde se exigía que llegaran granos sin humo, o sea, que no fueran secados a leña. En ese caso ellos optaron por el GLP y sabemos que les ha dado muy buen resultado. Tan es así que, cuando tienen la oportunidad, o la posibilidad, de acceder a esos mercados, siguen siendo clientes importantes nuestros. Al caso de Saman ahora se ha agregado el de Isusa, que a partir de este año va a ser cliente nuestro para el secado de granos.

Es una alternativa muy interesante, que incluso se está registrando en los países limítrofes, donde la opción del GLP para el secado de granos es muy importante, como en Argentina y Chile.

Lógicamente, esto tiene un costo y, cuando el país está en recesión, es difícil de incorporar. Pero ahora hay una reactivación, sobre todo en la parte agroindustrial, y el productor puede acceder a mercados más interesantes. Allí es donde nuestra oferta de GLP puede ser tenida en cuenta, cuando se hacen los estudios correspondientes.

Secar el grano y depositarlo en silos propios puede ser interesante para los productores que quieren elegir el mejor momento de venta. ¿Qué ofrece Gasur a un productor que tenga esta estrategia?

IMAZ: Estamos abiertos a todo tipo de consultas -por supuesto, totalmente sin costo para estudiar todo tipo de posibilidad, en particular para la agricultura. Nuestra recomendación es que, sin compromiso, se pongan en contacto con nosotros, que podemos hacer el estudio y, en forma totalmente sincera, evaluar si le conviene o no le conviene. La política de Gasur siempre ha sido de total honestidad: si vemos que el plan no reditúa, o no es conveniente para el cliente, se lo decimos. Nuestra política es tener clientes por largo tiempo.

¿Qué consumo tendrá la planta secadora de Isusa?

TOJA: Nosotros evaluábamos que se podrían alcanzar hasta 300 toneladas de GLP por año. Son las previsiones que se tuvieron para una zafra completa. Va a depender mucho de la cosecha de granos, del nivel de humedad, del clima y de otras cosas..

¿Es un mínimo económico razonable?

TOJA: No hay mínimo económico. Todo depende de las necesidades del cliente, de la instalación necesaria y de los consumos previstos. Nosotros estudiamos cada caso, para ver cuál es la necesidad del cliente, y tratamos de darle la solución energética "llave en mano", para que lo único que tengan que hacer es abrir la llave y dedicarse a su negocio, que es el secado de grano, y no tener que preocuparse por el combustible.

El caso de la industria agropecuaria depende mucho de los volúmenes que se estimen para secado. Lo claro es que secando con gas se obtiene un grano de mayor calidad y eso es un beneficio para acceder a nuevos mercados.

¿Dónde se abastece Gasur de GLP?

IMAZ: Actualmente nos abastecemos exclusivamente de la refinería (de ANCAP). Con las modificaciones que se han hecho tenemos abastecimiento total durante todo el año. Podemos afirmar tranquilamente que, en cuanto a suministro de GLP, los clientes pueden estar tranquilos de que van a tener el producto garantizado.

El GLP también es un subproducto de la explotación del gas natural, porlo que puede provenir de Argentina.

IMAZ: Así es. El desarrollo del gas natural implica también un desarrollo del GLP. Si se extrae más gas, se extrae también más GLP y eso implica que, a mediano plazo, los precios se acerquen. Hoy por hoy, el GLP tiene un costo superior al del gas natural, pero el hecho de que se extraigan conjuntamente los productos hace que, a nivel regional y mundial, los precios tengan que acercarse.

Apostamos a que, en el mediano plazo, todo eso se traslade también a los precios internos, a que haya una disminución del precio del GLP con relación al del gas natural, y a que eso apoye todavía más la com-plementariedad de los dos productos.

¿Cómo ven la evolución de la demanda de GLP este año?

IMAZ: Somos muy optimistas. Creemos que esta reactivación económica nos brinda muchas oportunidades. En ese sentido, reiteramos que estamos totalmente abiertos a todo tipo de consultas. No estamos haciendo hincapié en cierto tipo de consumo, sino que queremos adaptarnos a necesidades y a posibilidades de cada uno de los clientes.

Gasur. Es una empresa formada por las distribuidoras de ANCAP (Riogas y Acodike) y la-pro­pia ANCAP. Su capital está integrado en 40% por ANCAP y en 30% por cada una de las distri­buidoras. Gasur se creó para atender a los grandes consumidores de GLP (por encima de las 180 toneladas de GLP/año).

¿Qué es el GLP? Es un compuesto formado por gas propano y gas butano, que puede pro­venir de dos fuentes: directamente de los pozos gasíferos (el GLP sale de las mismas fuentes que el gas natural) o del refinado del petróleo. De este último proceso recibe el nombre, pe­ro cada vez en mayor medida la fuente predominante son los yacimientos gasíferos.

Usos industriales. Además de las posibilidades que tiene para el secado de granos, el GLP es utilizado por todo tipo de industrias. Fanapel, por ejemplo, lo usa como energético para el proceso de fabricación de papel estucado, que implica el uso de máquinas de infrarrojos. Metzen & Sena, que está conectada' al gas natural, tiene al GLP como alternativa. Con las actuales interrupciones, utiliza GLP.

Luis A. de Herrera 1052 Ap. 209 / Torre C - Montevideo | Tel./Fax.: (+598) 2623 3662 al 64 | gasur@gasur.com.uy